«Hawking puede ser competente en física, pero en filosofía se extralimita»

11 09 2010

A Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César. El teólogo y filósofo de la Religión Andrés Torres Queiruga cree que ciencia y religión versan sobre dominios distintos y que las afirmaciones de Stephen Hawking trascienden el terreno de la física para entrar en el de la filosofía. Asegura, asimismo que el científico inglés “puede ser competente en física, pero en filosofía se extralimita penosamente”. Lo entrevista Carmen Villar en Faro de Vigo.

¿Qué opina de que Hawking afirme que Dios no es necesario para la creación del Universo, que el Big Bang fue una consecuencia inevitable de las leyes de la física?

La frase como tal, si se toma en la pura literalidad, no es nueva. Es decir, para la física evidentemente Dios no es necesario. Ya lo había dicho Laplace: para explicar la astronomía no se necesita la hipótesis de Dios. Lo que pasa es que Hawking, como ya en otras ocasiones pero esta vez con más fuerza, en la medida en que son de fiar los datos de la prensa, hace una afirmación desmesurada, que se sale totalmente del campo de la física. Él tiene su dosis de razón, porque para explicar “científicamente” cómo funciona el universo desde su origen constituye es una pregunta científica que responde la ciencia, pero cuando da el salto a preguntar por qué aparece el universo, entonces él ahí entra en un mundo filosófico en el que demuestra muy poca competencia.

Usted cree que ciencia y religión o filosofía son campos separados…

Evidentemente. Pero es muy típico de algunos científicos extrapolar su saber científico, convirtiéndolo en saber filosófico y aun masivamente empírico. Un ejemplo para que se entienda. Si una mujer a la que desapareció el marido va a pedir una pensión de viudedad, es posible que le contesten que su marido “jurídicamente” no está ni vivo ni muerto, porque todavía no ha aparecido el cadáver. Y tienen razón jurídicamente. Pero si el funcionario de ahí sacase la conclusión de que “en la realidad” hay un hombre que no está ni vivo ni muerto o que puede estar vivo y muerto, sería una solemne bobada. Una cuestión científico-jurídica se convertiría en una afirmación ontológica. Pues Hawking incurre en ese paralogismo. Sin duda, físicamente puede llegar con todo derecho hasta lo que se conoce como “singularidad” inicial. Todo eso entra en el mundo científico. Pero luego hace una pregunta distinta: por qué hay esa singularidad inicial. Entonces cuando afirma que la nada es el origen del universo, entra en lo filosóficamente insostenible. Eso es tan disparatado como decir que en la realidad un hombre puede estar vivo y muerto al mismo tiempo.

De la nada, nada puede salir, dicen los filósofos.

Es evidente y lo dice el mismo sentido común. Parece que Ortega dijo en una ocasión: “Einstein sabe tanta física que de vez en cuando puede permitirse decir algún disparate en filosofía”. Me lo contó García-Sabell. Pudiera ser apócrifo, pero el dicho resulta muy pertinente para este caso. En física Hawking puede ser muy competente, pero eso no lo autoriza a pontificar en filosofía, ni en religión.

¿La física podrá responder alguna vez a este tipo de preguntas o quedan fuera del alcance de la iencia?

Es que no le preocupa. La ciencia no entiende de eso, ni para afirmar ni para negar. Como también sería ridículo usar la física para afirmar a Dios sin más. Son preguntas de otro estilo. Sería como usar el peso corporal para determinar el amor que una persona siente por otra. Un disparate. Son cuestiones de ámbito distinto.

¿Son compatibles?

Compatibles en la medida en que no invadan el campo ajeno. La pregunta del filósofo no manda en el ámbito del científico, y viceversa. Esto ya lo dejó Kant muy claro y la fenomenología de Husserl insistió todavía con más fuerza.

¿El método científico podrá algún día dar una respuesta a esta pregunta?

Sería tan imposible como pensar que la física podría determinar algún día el peso del amor. Simplemente se trata de una cuestión sin sentido.

(Fuente: El Faro de Vigo, 4/09/2010)

Noticias y artículos relacionados:

Anuncios

Acciones

Information

3 responses

12 09 2010
Nicolás

Yo presumo que a S.Hawking lo emborrachó la fama…. se llegó a decir de él que es el moderno Einstein… esto pareciera que lo ensoberbeció tanto que llega a decir el disparate colosal que la ciencia ha descubierto que Dios no es necesario para la creación del universo… que el big-bang es consecuencia inevitable de las leyes de la física…. hasta un niño le preguntaría a Hawking…y por qué?…. quién es el autor de esas leyes…. qué confusión más infantil de ciencia, filosofía, religión o teología…. Yo leí su libro Historia del tiempo, lo admiraba… ahora se me derrumbó Hawking… qué pena.

12 09 2010
WILSON

EL SEÑOR ES MI PASTOR NADA ME FALTA, AUNQUE PASE PENALIDADES EL ESTA CONMIGO Y EN SUCASA FELIZ MORARE, EL SABE DE MIS NECESIDADES POR QUE EL ME CREO Y ME LAS SOLUCIONA TODAS GLORIA A DIOS, Y A ESTE SER hawking DIOS PERDONALE POR QUE NO SABE LO QUE HACE SI Y TE PIDO QUE OBRES EN EL HACIENDOLE EL MILAGRO DE QUE PUEDA CAMINAR NOVERSE CORRER Y SER FELIZ Y QUE TE RECONZCA COMO UN DIOS PODEROSO Y COMPASIVO , YA QUE EL ES TAN TAN PERO TAN POBRE QUE SOLO TIENE DINERO JA Y DE QUE LE SIRVE SI NO SABE COMPARTIR YA QUE CUANDO TU LO RECOJAS EL NO SE LLEVARA NADA, ASI QUE SAVIONDO REPARTE EL DINERO QUE A TI NO TE SIRVE PERO A NOSOSTROS SI PARA SER OBRAS Y ALLI ENCONTRARAS TU FELICIDAD HACIENDO EL BIEN AL PROJIMO, YA QUE ESTE ES UNO DE LOS PRINCIPIOS DE DIOS AMA A DIOS AL RPOJIMO A LA TIERRA COMO A TI MISMO, YA QUE SI NO TE AMAS A TI MISMO PERO VAS AMAR A LOS DE MAS ALELUYA.

4 11 2010
rvs

Qué contestaciones más penosas e ignorantes (lo mismo que el texto del autor del articulo). Uno decide que Hawking no vale la pena porque contradice sus ideas, el otro suelta la tipica paparrucha del Coran cristiano. Aleluya.

Stephen Hawking es uno de los más brillantes físicos del siglo XX y ya es una leyenda para todos nosotros (los fisicos). Y no porque vaya en silla de ruedas ni porque haya escrito libros de divulgación, sino porque su trabajo teórico, publicado en cientos de artículos de alto nivel, ha transformado muchas de nuestras ideas. Para entenderlo, eso sí, hay que hacer un esfuerzo. Para ser un dogmático que se traga las “verdades” de cualquier religión organizada -cada una con su libro de tonterías, sin ninguna validez histórica- entiendo que no hay que trabajar mucho, sólo “creer”. Eso esta bien para la gente que no quiere pensar, pero si tienes curiosidad y una mente minimamente inquisitiva,.. eso es mortal para el tema de la fe.

El autor del artículo y parece que muchos otros que seguramente ni se han leído el libro, cae en la típica canción de “la ciencia no puede meterse en temas de filosofía”. Malas noticias; sí puede y ya lo hace constantemente. ¿En qué dominio se estan explorando cuestiones como el orígen de la vida, el universo, la naturaleza de la conciencia, el origen de la moralidad o de la imaginación…? En la ciencia de vanguardia. En este sentido, me uno a la afirmación que Hawking y Mlodinow hacen en el libro: la filosofia está (esencialmente) muerta. Y la religión no puede ni podrá nunca responder a nada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: